Cómo saber si una mira telescópica está dañada

A veces es fácil determinar cuándo una mira telescópica o visor se rompe. Un golpe visible, cristal roto o rayado, retículo no logra ponerse nítido a ningún ajuste, los clics de las torretas se sienten raros, escuchas ruidos en el interior de tu mira la moverla, mecanismos que dejan de funcionar, etc.

Otras veces, a la vista, no hay nada que nos indique que la mira que la mira está dañada, pero empezamos a desconfiar de la misma por la imprecisión de nuestros disparos. Empezamos a no poder agrupar y cada vez desconfiamos más y más.

Con suerte el problema en agrupación será alevoso y nos daremos cuenta rápidamente (no poder agrupar a 25 metros). Pero otras veces, sobre todo con miras de alta magnificación, el problema puede más difícil de detectar (dificultad para agrupar en 600 metros).

En cualquier caso, estas dudas te generan inseguridad al disparar y buscas solucionar el problema.

Este artículo brinda una guía para identificar cuándo una mira telescópica está dañada.

Cómo diagnosticar problemas en tu mira telescópica

Vamos a ver ahora un paso a paso para corroborar si una mira telescópica está dañada:

Paso 1: Prueba de tiro sin poder lograr una buena agrupación de disparos

El primer síntoma a identificar es una agrupación grande o dispersa.

Supongamos que vas a tu club de tiro más cercano y empiezas a querer hacer centro sobre un blanco de papel a la distancia a la que disparas regularmente y con la munición que usas regularmente. Estás tirando acostado o sentado y apoyado sobre una bolsa de arena o sobre un apoyo fijo para tu rifle.

Empiezas a disparar al centro y notas que tu agrupación de disparos es demasiado dispersa o es mucho más grande de lo habitual. En otras palabras, no estás logrando una buena agrupación.

Mala agrupación de disparos, posible mira dañada

NOTA: Si no tienes una buena referencia de cuán dispersa debería ser tu agrupación a distintas distancias porque es la primera vez que pruebas tu mira puedes llevar a un amigo que tenga un rifle de calibre igual o similar, en lo posible que use la misma munición, y puedes comparar su agrupación con la tuya. La otra opción es pedirle a tu armería amiga que calibre tu rifle por ti o que te dé una idea de lo que puedes pretender del calibre, la munición y la mira en términos de agrupación.

En los primeros disparos, esto puede deberse a una coincidencia (mal uso del gatillo, viento, etc.), es por esto que sigues disparando. Si llevas 10 disparos y no eres capaz de encontrar un patrón claro de dónde está disparando tu mira o te parece que la agrupación sigue siendo grande, es muy posible que estemos ante un problema.

Es importante que no confundas una mala agrupación con una agrupación decente no alineada al centro. No son lo mismo.

Mira dañada vs mira descalibrada

NOTA: La imagen de la izquierda es un ejemplo de mala agrupación. La imagen de la derecha es un ejemplo de buena agrupación. Si tu situación es la de la derecha, te recomendamos nuestro artículo de cómo calibrar una mira telescópica.

Paso 2: Descartar un problema en el montaje de nuestra mira telescópica

El primer problema que debes descartar es el montaje. Una mira mal montada o un montaje roto hará que tus disparos vayan a cualquier lado, he incluso puede romper tu mira.

Que hayas apretado fuerte las anillas no quiere decir que hayas montado bien tu mira. Debes entender y conocer los mecanismos de sujeción de tu rifle y tu montaje para utilizarlos correctamente. Si no estás seguro de cómo hacer esto, pídele a tu armería amiga que lo revise y lo ajuste por ti.

Paso 3: Descartar un problema con el rifle

Una vez que hemos descartado que nuestro montaje está bien colocado, lo siguiente a descartar es un problema con nuestro rifle (esto es sumamente improbable, pero sirve hacer la comprobación).

Lo que vamos a hacer es colocar nuestro rifle en una posición totalmente fija, si puedes, ayúdate con un banco de apoyo o banco de calibración.

Con el rifle inmóvil y sin cambiarlo de posición en lo absoluto vamos a efectuar 5 disparos en la misma posición. No hace falta que apuntes demasiado con tu mira telescópica, simplemente, procura disparar al blanco, si lo necesitas apunta con el alza y el guion del rifle.

Luego de esta prueba, si consigues agrupar tus disparos en cualquier parte del blanco, dicho de otra manera, si consigues que haya menos dispersión entre disparos de esta forma, el problema no lo tiene el rifle.

Buena agrupación de disparos, mira descalibrada

Paso 4: Comprobación final y confirmación del problema

Una vez descartado el montaje y el rifle la respuesta es que muy probablemente tu mira está dañada. Solo para estar seguros, lleva la mira a tu armería amiga y pídeles a ellos que traten de hacer centro con tu mira. Si ellos notan lo mismo que tú, ya no hay dudas, tu mira está dañada.

Qué hacer si tu mira telescópica está dañada

A partir de este punto es bastante sencillo. Averigua si tu mira todavía está en garantía.

Si tu visor todavía está en garantía envíalo al fabricante y solicita la reparación. Ellos se encargarán de cambiar o reparar las piezas dañadas o puede que te den una mira nueva.

Si tu visor no está en garantía tíralo a la basura y compra otro. Cuando un visor está roto y su fabricante no puede arreglarlo nunca volverás a sentirte seguro al disparar. Es preferible aceptar la pérdida y comprar uno nuevo.

¡Buenos tiros!

También te podría interesar:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *